19.7 C
Munich
jueves, octubre 6, 2022

¿Pueden las empresas disponer de un detective privado para investigar fraudes?

De interés

Con el teletrabajo y las nuevas dinámicas laborales híbridas, han comenzado a verse nuevos casos de fraudes por parte de los empleados. Estos se han visto altamente favorecidos al ver impedida la posibilidad de monitorizar su actividad dentro de la empresa. Es por ello que muchas han optado por acudir a detectives privados cuando sospechan que sus empleados no están cumpliendo con sus obligaciones o pueden estar engañándolas con una Incapacidad Temporal (IT) o baja por enfermedad.

A raíz de esta controversia, han surgido multitud de dudas sobre hasta dónde puede llegar la legalidad y la capacidad de actuar de las empresas. ¿Es legal que tu empresa te ponga un detective privado? ¿Qué puede hacer y qué no? ¿Cuáles son los límites infranqueables y cuál es la línea que separa una actividad lícita de una intrusión en la vida personal? Te lo explicamos. 

Sí, es legal

Siempre que haya un interés legítimo por parte de la empresa y se necesite la obtención de pruebas para justificar una decisión (como por ejemplo un despido por fraude en la obtención de una incapacidad temporal), la empresa podrá hacer uso de este tipo de profesionales de la investigación. 

Sin embargo, no todo vale. Las actividades de los detectives privados vienen reguladas por la Ley de Seguridad Privada. Más concretamente, el artículo 48.1 establece qué tipo de servicios podrán prestar las empresas de investigación privada a la hora de monitorear la vida de una determinada persona. 

En el desempeño de sus funciones, los detectives privados podrán realizar las averiguaciones, así como la obtención de información y pruebas relativas a delitos sólo perseguibles a instancia de los sujetos legitimados en el proceso penal. 

¿Y qué no pueden hacer?

Según establece la ley en los apartados 48.3, 48.4, 48.5 y 48.6, un detective privado no puede investigar la vida íntima que transcurre en domicilios o lugares reservados, ni puede usar medios personales, materiales o técnicos si estos atentan contra el honor, la intimidad familiar, la imagen o el secreto de las comunicaciones o la protección de datos. 

El polígrafo, cada vez más demandado

Aunque parezca mentira, el polígrafo es una de las técnicas que más se utilizan en la selección de personal de recursos humanos. Las pruebas poligráficas para empresas están pensadas para realizar un seguimiento y control de los empleados, así como recurso definitivo a la hora de selección del personal.

 Además de realizar pruebas poligráficas en Madrid, existen otros muchos recursos que pueden favorecer a las empresas a la hora de contratar empleados. También son muy útiles para los investigadores, como herramienta complementaria a sus investigaciones, o para terapias psicológicas.

Fuente: Uppers

- Anuncio -spot_img
Construcción
Legal
Salud
- Anuncio-spot_img
Últimas Noticias